Todo Sobre la Oración Un camino despejado a través de un denso bosque - Todo Sobre la Oración Banner

Perspectiva de Dios


Mira Por Donde Caminas
"Será como árbol plantado junto a corrientes de aguas, que da su fruto en su tiempo, y su hoja no cae. Y todo lo que hace, prosperará"(Salmo 1:3).

Hijo mío, tú tienes los pensamientos e intenciones de Mi corazón. Yo te hice una vasija a semejanza Mía, con el propósito de contener Mi esencia misma. Te he llamado como un árbol plantado junto a corrientes de agua, listo para dar fruto a su tiempo. Tu hoja no se marchitará ni caerá, y todo lo que hagas prosperará. Esta es tu herencia, mientras meditas en Mi día y noche, deleitándote en Mi palabra.

Si te he llamado Mi árbol, ¿por qué te encuentro dando vueltas, escuchando el crujir de hojas secas bajo tus pies, hojas de luchas pasadas y restos de cosas muertas? El ruido te está distrayendo del hecho de que no te llamé para dar vueltas debajo del árbol, enfocándote en cosas pasadas hace mucho tiempo (Filipenses 3:12). El enemigo quiere convencerte para que renuncies a tu posición en Mi, tu herencia. Él te dice que tus ramas están desnudas, y si puede convencerte, entonces perpetrará su asalto final -- llevarte a un lugar de subestimación.

En este lugar, se renuncia a la herencia y posición. Toma cautivos los pensamientos equivocados (2da de Corintios 10:5). No les des ninguna entrada. Existen muchas estaciones tu vida; todas son importantes.

Mi precioso hijo, el otoño acabó y la primavera ha llegado (Cantar de los Cantares 2:10-12). El único valor que tienen las hojas muertas, son los recuerdos de Mi salvación y las lecciones que aprendiste. Desecha el resto. El único poder que tienen para ensombrecer tu vida es el poder que tú les das. Como árbol de justicia, tú las eclipsas. Quiero que reajustes tu enfoque así, levantando tus ojos para ver con una perspectiva apropiada. Te digo: "Deja de mirar hacia abajo. Deja de mirar hacia atrás; MIRA HACIA ARRIBA." Estás rebosante de vida. Estoy enviando Mi viento para que disperse todas las sobras. Por lo tanto, no dejes que el enemigo agite las hojas como un sable, apartando tu atención de Mí. Lo que él quiere es que desconfíes de Mí.

El viento está soplando, remolineando alrededor de tus pies. Se lleva las hojas. Los pájaros cantan canciones de venidera abundancia. Los pensamientos y propósitos del enemigo, las mentiras y las hojas muertas se han ido, dejando sólo una cosa atrás: un hermoso árbol de justicia lleno de botones. El proceso desde los brotes hasta florecer no es largo, pero es necesario, está lleno de vida y de propósito. Yo tengo un fruto para ti, y no puede encontrarse entre cosas muertas. No te enfocarás más en los pensamientos y propósitos del enemigo, porque tú posees los pensamientos y propósitos de Mi corazón.

Oración
Hoy, reconozco que poseo los propósitos de Tu corazón. Tú me creaste a Tu imagen, y Tu esencia misma mora en mí. Gracias por mostrarme mi distracción. Rehúso cederle nada al enemigo de mi alma. Te acepto a Ti y las lecciones que he aprendido. Tú eres bueno y fiel conmigo todos los días. Levanto mi vista y me enfoco en Ti. Deja que el Viento de Tu Espíritu sople por mi vida en este instante. El ruido del enemigo se hace más y más débil cuando digo el nombre precioso de "Jesús." Tu Espíritu, Tu Palabra, y Tu Verdad fluyen dentro de mí, dándome los nutrientes necesarios para este tiempo de mi vida. Soy un árbol plantado profundamente en Ti. Ayúdame a apropiarme de la gracia disponible para llevar a cabo los pensamientos y propósitos de Tu corazón. Abre los ojos de mi corazón a Tu perspectiva. Al amarte con un corazón apasionado mi fruto crece en abundancia. Tú eres el amor de mi vida y el deleite de mi alma. Guárdame siempre en Tu presencia. Amén.

Reflexione y escriba en su diario

  • ¿En qué cosas del pasado ha estado pensando?
  • ¿Cómo le están robando la esperanza del futuro?
  • ¿Qué significa para usted ser un "Roble de Justicia"?
  • Reflexione y escriba en su diario cualquier pensamiento que se despierte en su corazón.

¡Aprenda Más!

Proporcionado por Brenda Craig, de Journals of the Heart.



¿Tú qué piensas?
Todos hemos pecado y merecemos el juicio de Dios. Dios, el Padre, envió a Su único Hijo para cumplir ese juicio por aquellos que creen en él. Jesús, el creador y eterno Hijo de Dios, quien vivió una vida sin pecado, nos ama tanto que murió por nuestros pecados, tomando el castigo que merecíamos, fue sepultado, y levantó de la muerte como lo dice la Biblia. Si de verdad crees y confías de corazón en esto, recibe a Jesús como tu Salvador, declarando: "Jesús es Señor," serás salvado del juicio y podrás pasar la eternidad con Dios en el cielo.

¿Cuál es su respuesta?

Sí, hoy he decidido seguir a Jesús

Ya soy seguidor de Jesus

Todavia tengo preguntas





How can I know God




When you die, why should God let you into heaven?


Derechos de Autor © 2002-2019 AllAboutPrayer.org, Todos los Derechos Reservados